Epoc: enfermedad típica de los fumadores

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) es una enfermedad típicamente provocada por el tabaco.  Se caracteriza por la confluencia de tres afectaciones diferentes, el asma, la bronquitis crónica y el enfisema.

El asma se caracteriza por la obstrucción intermitente de los bronquios, sin lesión permanente de los mismo.  Cuando esta obstrucción se produce se manifiesta con tos seca, sensación de falta de aire, presión en el pecho…

La bronquitis crónica se caracteriza por una lesión bronquial, sus síntomas son similares a los del asma y además se caracteriza por tos con expectoración.

Y por último el enfisema, que se caracteriza por la destrucción de los alvéolos (tejido pulmonar), lo cual dificulta el intercambio de oxígeno en los pulmones.

La complicación más frecuente de estos pacientes es la infección pulmonar.

El EPOC como ya hemos dicho, está producido por el tabaco y progresa mientras el paciente continúa fumando.  La función pulmonar del paciente con EPOC va empeorando afectando a su vida cotidiana.

La ozonoterapia ayuda al paciente de EPOC de tres formas diferentes:

1.     Mejora el componente asmático, disminuyendo la irritabilidad bronquial.

2.     Mejora el componente enfisematoso, mejorando la oxigenación de la sangre.

3.     Mejora el componente bronquitis crónica disminuyendo las complicaciones infecciosas.

Todo esto da lugar a una mejoría de la calidad de vida del paciente con EPOC.