El Ozono en el tratamiento del Lupus

Hoy queremos contaros el caso de Leonor que lleva tratándose con Ozono en nuestra clínica, desde el año 2012.

Le diagnosticaron Lupus Eritematoso Sistémico (LES) hace más de 20 años, una enfermedad agresiva con múltiples complicaciones que obligaron a su ingreso hospitalario en repetidas ocasiones.

En los periodos complicados, su estado general empeoraba bastante, agotamiento, insomnio, dolores articulares generalizados... Los últimos meses antes de iniciar tratamiento con Ozonoterapia presentaba un dolor dorsal grave debido a la fractura de varias vértebras, este fue el motivo por el que acudió a nuestra consulta.

Llegó apoyada en dos familiares, casi no podía caminar, su respuesta a la Ozonoterapia como tratamiento complementario ha sido espectacular, tanto desde el punto de vista clínico (no ha vuelto a presentar ninguna complicación grave de su enfermedad desde el inicio del tratamiento) como sintomática, que le ha permitido por primera vez en más de dos décadas llevar una vida prácticamente normal.

Su tratamiento comenzó con infiltración de Ozono localizado en áreas de dolor e inflamación para control del mismo, en pocas semanas su problema dorsal mejoró espectacularmente, complementándose con tratamiento intravenosos que supuso una mejora a nivel general como la recuperación de un sueño normal, alivio de su astenia y de sus dolores generalizados.

Desde que Leonor se trata con Ozonoterapia no ha tenido ninguna complicación grave, causada por su enfermedad, que la obligara a ingresar en el hospital (desde hace 4 años).

Nos encanta compartir el día a día de Leonor, siempre con una sonrisa, llena de positivismo y alegría...